Proveedores de Nestlé empleaban a trabajadores en régimen de semiesclavitud

El Ecomomista.25/11/2015.-Un informe encargado por la propia Nestlé ha puesto de manifiesto que los trabajadores empleados por ella y otras multinacionales en la industria pesquera de Tailandia son víctimas de condiciones laborales que se aproximan a las del trabajo forzado.

El informe, realizado por Verite, encontró indicios “de trabajo forzado, tráfico de personas y trabajo infantil tanto a bordo de los pesqueros como en las instalaciones en tierra”. Descargue aquí el informe completo.image

La industria pesquera de Tailandia es objeto de un escrutinio creciente en los últimos años por las sucesivas informaciones de prensa en las que se destaca que el abuso laboral es la norma y que sus víctimas a menudo son inmigrantes de las vecinas Camboya y Myanmar.

El abuso también ha sido denunciado en varias demandas de consumidores estadounidenses contra compañías como Nestlé o Costco. La propia Unión Europea había ya amenazado a comienzos de año a Tailandia con prohibir la importación de sus productos si no mejora la regulación de su industria pesquera.

El gobierno militar de Tailandia ha asegurado que trabaja para eliminar la situación de semi esclavitud de algunos de los trabajadores. Nestlé, por su parte, ha publicado su propio plan de acción en el que no se prevé dejar de utilizar a sus proveedores en el país, pero sí acciones como entrenar a los capitanes de los pesqueros y establecer canales para que los trabajadores puedan hacerle llegar sus quejas.

El conglomerado industrial se ha apresurado en los últimos tiempos a mejorar la trazabilidad de los materiales que emplea y a asegurarse de que sus productos cumplen con los parámetros de responsabilidad social corporativa. En 2001, Nestlé y otros líderes del mercado del chocolate llegaron a un acuerdo para evitar el trabajo infantil en las granjas de cacao de África Occidental, y de hecho las plantaciones que suministran a la multinacional son objeto de inspecciones rutinarias por la Fair Labor Association.

Deja un comentario