Los ricos cada vez más ricos: el Papa les pide ser más “solidarios”

“Dios puede conquistar el corazón de una persona que posee muchos bienes e impulsarla a la solidaridad y a compartir con quien tiene necesidad, con los pobres, es decir, a entrar en la lógica del don”, exhalta Benedicto XVI
ForumLibertas.com

El Papa Benedicto XVI, en sus palabras previas al rezo del Ángelus, ante los miles de fieles congregados en la Plaza de San Pedro, hizo este domingo, 14 de octubre, una llamada a las personas ricas a que abran su corazón a Dios, para que Él los impulse a la solidaridad.

El Santo Padre indicó, según informa Aciprensa, que el Evangelio de este domingo tenía como tema central el de la riqueza, pues “Jesús enseña que para un rico es muy difícil entrar en el Reino de Dios, pero no es imposible”.

“Dios puede conquistar el corazón de una persona que posee muchos bienes e impulsarla a la solidaridad y a compartir con quien tiene necesidad, con los pobres, es decir, a entrar en la lógica del don. En este modo se coloca sobre el camino de Jesucristo, el cual –como escribe el apóstol Pablo- ‘siendo rico, se hizo pobre por nosotros, a fin de enriquecernos con su pobreza’”.

Benedicto XVI explicó que el joven rico mencionado en el Evangelio “era una persona que desde su juventud observaba con fidelidad todos los mandamientos de la Ley de Dios, pero que no había encontrado la verdadera felicidad; y por esto le pregunta a Jesús sobre cómo hacer para ‘para heredar la Vida eterna’”.

“Por una parte él se siente atraído, como todos, por la plenitud de la vida; por la otra, estando acostumbrado a contar sobre sus propias riquezas, piensa que también la vida eterna se pueda de alguna manera ‘adquirir’, tal vez observando algún mandamiento especial”, indicó.

El Papa señaló que el Señor “comprende el deseo profundo” que hay en el joven rico y “posa su mirada llena de amor sobre de él: la mirada de Dios”. Sin embargo, explicó el Santo Padre, el Señor conoce el punto débil del joven, el apego a muchos bienes, y por ello le propone “darlo todo a los pobres, de modo que así, su tesoro –y por lo tanto su corazón- ya no esté más sobre la tierra, sino en el cielo, y añade, ‘ven y sígueme’”.

El joven rico, dijo el Papa, “en vez de acoger con gozo la invitación de Jesús, se fue apenado, porque no es capaz de despegarse de sus riquezas, que nunca podrán darle la felicidad y la vida eterna”.

Para los ricos no hay crisis

Sin embargo, la realidad parece que contradice lamentablemente las enseñanzas del Santo Padre, ya que en plena crisis económica, las grandes familias que viven en distintas regiones de España y con abundante patrimonio han aumentado sus inversiones y han recogido beneficios en los últimos cuatro años.

Los millonarios españoles, lejos de haber visto mermada sus fortunas durante la crisis, las han visto aumentar, como prueban los patrimonios de sus sociedades de inversión, las llamadas ‘sicav’, que han crecido en algunos casos hasta un 50 %.

El contraste de la buena salud de que gozan las sociedades de inversión de capital variable (sicav) respecto al resto de la población es muy llamativo, ya que según los datos del Instituto Nacional de Estadística (INE), la renta disponible de los hogares descendió el 3,2% en el segundo trimestre de este año en relación con las mismas fechas del año anterior, según informaba La Vanguardia en su cabecera del pasado domingo. Al cierre de 2011, un 21,8% de la población española estaba por debajo del umbral de riesgo de pobreza.
El atractivo de las ‘sicav’ reside en su favorable tratamiento fiscal, ya que tributan al 1% en el impuesto de sociedades, frente al 30% al que tributan las grandes empresas y el 25% para las pymes, que en cualquier caso finalmente se queda en un tipo efectivo de aproximadamente el 12%.
Entre los requisitos que deben cumplir estas sociedades de inversión figuran contar con más de cien partícipes y un capital inicial de 2,4 millones de euros.

También te podría gustar...