Los principales expertos médicos dicen que el aborto directo no es médicamente necesario para salvar la vida de una madre

Importantes expertos en medicina asistentes a un simposio internacional sobre la Excelencia en la Salud Materna, celebrada en Dublín han llegado a la conclusión de que «el aborto directo no es médicamente necesario para salvar la vida de una madre». Cerca de 140 profesionales médicos irlandeses participaron en el simposio que contó con un panel de,expertos de renombre mundial en los campos de la salud mental, obstetricia y ginecología, y la epidemiología molecular El comité del simposio dió a conocer sus conclusiones en la Declaración de Dublín sobre Salud Materna, que dice : «Como profesionales e investigadores con experiencia en Obstetricia y Ginecología, afirmamos que el aborto directo no es médicamente necesario para salvar la vida de una mujer. Sostenemos que existe una diferencia fundamental entre el aborto y tratamientos médicos necesarios que se llevan a cabo para salvar la vida de la madre, incluso si dichos resultados de tratamiento acaban con la pérdida de la vida del hijo. Confirmamos que la prohibición del aborto no afecta, en modo alguno, la disponibilidad de una atención óptima a las mujeres embarazadas. ‘ Profesor Eamon O’Dwyer, presidente de la Comisión para la Excelencia en la Salud Materna, dijo que el Simposio de Dublín aclaró la desinformación y proporciona «claridad y confirmación» a los médicos y los legisladores. «Obstetras y Ginecólogos irlandeses han señalado anteriormente que el tratamiento de enfermedades tales como el embarazo ectópico no se considera aborto por los médicos, sin embargo, la desinformación en lo que respecta al aborto abunda en el debate público. El Simposio aclara que el aborto directo nunca es médicamente necesario para salvar la vida de una mujer, y eso es una buena noticia para las madres y sus bebés «, dijo. Expertos internacionales en el simposio aplaudieron historial impresionante de Irlanda en la atención de la salud materna. Según UNICEF , la nación siempre tiene una de las tasas más bajas de mortalidad materna del mundo (# 1 en el 2005, # 3 en 2008). La nueva Declaración viene a raíz de las cifras dadas a conocer por el Departamento de Salud el mes pasado , que mostró que de los más de 6 millones abortos cometidos en Inglaterra y Gales desde la legalización en 1967, sólo 0,006 por ciento se realizaron con la intención de salvar la vida de la madre o prevenir lesiones graves. he sostenido anteriormente que el aborto directo para salvar la vida de la madre es infinitamente raro . Esta nueva declaración está diciendo que no es médicamente necesario en absoluto.
Fuente:Christian Medical Comment.Aquí en inglés